Que hacer contra la depresión de fin de año

Actitudes y enfoque correcto contra la depresión de las celebraciones de fin de año

No importa el grado de depresión que pueda venir a tu vida en estas celebraciones de fin de año.

Tu puedes permanecer con verdadera paz, gozo, y puedes ser vencedor en tu lucha contra la depresión, si atiendes a estos consejos.

Las celebraciones de fin de año para algunas personas, en lugar de ser una época de felicidad y celebración, se convierten en una época en la cual se acentúan sus sufrimientos, melancolía, y depresión.

La navidad para algunas personas puede ser en sí misma un motivo genuino de celebración y alegría, dado que es la conmemoración del nacimiento del salvador del mundo, Jesucristo.

Puede ser también para otras personas solo un motivo de celebración tradicional, de otro fin de año y la llegada de uno nuevo, etc.

Sea cual sea lo que motive a la gente a celebrar las navidades y/o la llegada de un año nuevo, lo cierto es que se crea en la mayor parte del mundo un ambiente de celebración, alegría, paz, convivencia, hermandad, etc.

Este ambiente puede contagiar e influenciar  a casi todas las personas.  Pero lo cierto es que a cada persona le puede afectar de diferente forma de acuerdo a  sus circunstancias,  y como esté  en el interior de su ser.

Si tú has tenido en este año que finaliza, algunas  malas experiencias, quizás hayas perdido a un ser querido, o estés pasando por algún fracaso, o estés en prisión, en problemas económicos, o estés pasando por alguna enfermedad etc.; puede ser que el ambiente de fiesta que se vive afuera, te haga ver o sentir, más desdichado, desesperanzado, o  poco feliz, según tu propia apreciación.

Puede ser que para ti las celebraciones de fin de año tengan el efecto como de un “termómetro”, que te indica el grado de infelicidad que supuestamente estás viviendo.

Entre más carencias creas tener, más te sentirás triste y deprimido. Lo curioso de esto es que esas supuestas carencias no aparecieron en el mes de diciembre, sino ya venían de tiempo atrás.

Pero como ya he mencionado se magnifican en esta época, debido al contraste que produce el ambiente externo de supuesta gran alegría, celebración y felicidad, versus, tu situación propia y tu realidad.

Puede ser que estas fechas estén haciéndote sentir que no estás a la altura de la supuesta felicidad que otros tienen o sienten.

Que muy a pesar, de estar rodeada de muchas personas, tú te sientes sola.

Y eso te haga sentir deprimida y veas tu vida como si estuvieras en medio de una tormenta, de oscuridad, desesperanza, desolación y tristeza, y que te sientas impotente y no puedas hacer nada contra una agobiante depresión.

Pero por favor escúchame bien.

Es aquí donde quiero que me prestes toda tu atención, porque quiero darte una fabulosa y feliz noticia:    ¡MÁS QUE ESTAR DEPRIMIDA, TU ESTÁS MAL ENFOCADA! …y te diré porqué.

Debes recordar que cada ser humano está compuesto de un cuerpo, un alma o mente, y un espíritu.

Si uno de estos elementos falta no se puede vivir y tener equilibrio.

Quizás desde mucho tiempo atrás hayas estado alimentando y satisfaciendo solo los deseos de tu cuerpo y de tu ego (el ego es parte del alma), y hayas olvidado alimentar tu espíritu.

Recuerda que los deseos, pensamientos, sentimientos del ego, no son exactamente el “tú” verdadero. Éstos son parte de ti, pero no son el “tú” por excelencia.

El verdadero “tú” por excelencia, es tu espíritu. Y lo puedes comprobar reflexionando en que el sentido de justicia, de equidad, de integridad, de humildad, de amor verdadero, etc., no están en tu ego, están y se manifiestan en tu espíritu.

De estas virtudes es que se alimenta, edifica y fortalece tu espíritu. Esas virtudes no pueden provenir de otra fuente más que la del Espíritu de Dios.

El ego se alimenta y fortalece de las cosas vanas y temporales de este mundo. Se alimenta del deseo de poseer más, de dominar, de sentirse más que los demás, del disfrute puramente carnal y material, etc.

Se alimenta de cosas que quizás no necesariamente sean malas, pero que solo tienen la capacidad de satisfacer tu ego, tu carne, y no así a tu espíritu.

——————————————————————————————————

*Descarga GRATIS el Reporte “Arranca De Raíz Y Para Siempre La Depresión”  Haz  “CLIC” aquí y descárgalo ahora mismo

——————————————————————————————————

Entonces al haber estado alimentando y fortaleciendo solo tu cuerpo y tu ego, es muy posible que hayas creado apegos.

Si tienes apegos a las cosas vanas de este mundo, es natural que cuando no tienes algo de lo que deseas, te sientas desdichada, deprimida y sobre valores, y sobredimensiones tus carencias.

Porque estás enfocada, y vives plena y exclusivamente solo para esas cosas terrenas.

Cuando en ti solo está vivo tu ego, basas tu felicidad solo en los deseos satisfechos que este mundo te puede dar.

Pero aunque puedas tener satisfechos todos tus deseos materiales, aún así podrías experimentar una sensación de “vacio interior”, de insatisfacción y de infelicidad, debido a que tu espíritu no ha sido alimentado ni atendido.

Ejemplos tenemos muchos de personas que supuestamente tenían todo lo material y humano para ser felices, pero había en ellas infelicidad, vacio, y al final perdieron su lucha contra la depresión, por el hecho de haber descuidado su parte espiritual.

Tu no puedes vivir verdaderamente si no hay vida en cada uno de estos elementos que integran tu ser total.

El espíritu tuyo como el de todo ser humano, solo se puede alimentar de las cosas espirituales del ámbito espiritual de Dios, debido a que tu parte espiritual procede de Dios.

Si en tu lucha contra la depresión de fin de año, sientes como si una gran tormenta de lluvias, oscuridad  y tempestades están amenazando tu vida, recuerda que mucho más arriba de la tormenta hay un sol radiante, hay paz, hay alegría, hay felicidad, hay gozo, hay abundancia, hay plenitud en todo, porque allí habita Dios.

Debes saber que Dios y su reino espiritual no están en crisis de ningún tipo.

Dios no puede estar en crisis. Dios no está afligido porque hay escases de algo. Dios es el Soberano eterno. El ha estado, está, y estará en su trono con un control absoluto, y un gobierno total del universo.

Si reconoces que no has alimentado y fortalecido tu espíritu y quieres hacerlo ahora, te invito a que te desapegues de lo vano y temporal, y ese desapego te podrá permitir que te eleves en tu espíritu al mundo espiritual.

Podrás encontrarte con Dios, podrás conectarte y relacionarte con Él. No de una forma religiosa, tradicionalista, o ritualista, sino más bien de una forma real, pura, autentica y espiritual.

Hoy puedes encontrar remedio contra la depresión de fin de año, si te desapegas de lo vano y temporal.

Hoy puedes imitar lo que las águilas hacen cuando están en medio de una tormenta.

Las águilas cuando están en una tormenta se sienten perdidas y desamparadas en medio de las tinieblas y las tempestades.

Pero las aguilas saben como lobrarse de las tormentas

por eso mismo deciden hacer algo.

Deciden elevar su vuelo hacia las grandes alturas.

Entre más y más alto vuelan, van dejando cada vez más y más abajo la tormenta, hasta que encuentran luz, sol radiante, paz, armonía y tranquilidad, y eso las hace encontrarse a si mismas por encima de la tormenta.

De la misma forma tú puedes elevarte más y más alto en tu espíritu sin detenerte hasta encontrar el sol de justicia de Dios, hasta encontrarte a ti misma, hasta encontrarte con Dios.

Debes saber que las tormentas del mundo nunca van a terminar, pero debes saber también que la paz y el gozo del reino de Dios nunca jamás terminarán.

Dios anhela tener comunión intima contigo, no importando quien y como seas, El verdaderamente te ama. El desea que seas victorioso en tu lucha contra la depresión.

Para obtener victoria  contra la depresión de fin de año y en cualquier época o etapa de tu vida, sigue desde ahora mismo los siguientes pasos.

1. Ten en mente siempre que estás constituido por un cuerpo, un alma y un espíritu y que necesitas alimentar cada uno de esos elementos de tu ser. Comenzando por tu espíritu, ya que de allí deriva el bienestar de tu alma y cuerpo.

2. Desapégate de las cosas vanas, temporales y engañosas de este sistema mundano, que puedan estar aprisionando tu alma.

3. Vence la resistencia que tu orgullo pueda oponer, y reconoce que necesitas a Dios para alimentar tu espíritu.

4. Decide elevar tu espíritu hacia Dios y vive conectado a Él, en una relación constante y de calidad, y de esta forma transformar tu depresión, en una paz y verdadera felicidad en las celebraciones de fin de año.

Te deseo verdaderamente toda la dicha y felicidad, hoy y siempre.

Agradeceré tus comentarios.

Sinceramente tu amigo y servidor:     Dr. Fausto

——————————————————————————————————

*Descarga GRATIS el Reporte “Arranca De Raíz Y Para Siempre La Depresión”  Haz  “CLIC” aquí y descárgalo ahora mismo

——————————————————————————————————

 

This entry was posted in Como Vencer la Depresion ya. Bookmark the permalink.

One Response to Que hacer contra la depresión de fin de año

  1. yessi says:

    claro, que muchos nos sentimos bien deprimidos para esa fecha pero hay que salir adelante y gracias a este articulo muchos le encontraremos sentido a nuestras vidas y poder salir completamente de la depresion.. buenisimo….

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s